5 consejos para no quedarte corto calculando el alcohol para tu boda

El cálculo del alcohol en la boda es uno de los temas que más estresa a los novios, hoy día existen muchas soluciones para evitar el penoso “se nos acabo el alcohol” …

Aunque nosotros en Wow preferimos y recomendamos ampliamente los servicios de Consumo Abierto, donde los novios pagan el derecho de bebidas, de marcas y tipos de bebidas pre establecidos, por todo el tiempo que dure tu boda, con la garantía de que ninguna de las bebidas se acabará… Sabemos que muchas parejas pueden preferir comprar ellos mismos la bebida.

Muchos distribuidores de bebidas alcohólicas tienen sus propios tabuladores, pero ninguno, en nuestra experiencia de quince años, se acerca a la tranquilidad de que tomen lo que tomen tus invitados, nunca se acabe la bebida.

Así que te dejamos 5 consejos que debes seguir para que no te quedes corto al calcular el alcohol para tu boda:

1.- El consumo de las bebidas alcohólicas no es el mismo para todas las bodas: porque depende de si es de día o noche y de donde será la boda, por ejemplo en bodas en la noche  y fuera de la ciudad el consumo de alcohol se dispara.  Así que toma esto muy en cuenta en tus cálculos.

 

2.- Elige sólo las categoría de bebidas justas para ofrecer un buen surtido, pero no tanto:  si eliges muchas categorías de bebidas la cantidad de botellas abiertas y sin consumir van a aumentar, unas 4 o 5 categorías de bebidas son suficientes, puedes guiarte por la preferencia de bebidas propias y de sus familiares.

3.- Los tragos largos y cortos:  el tequila, el whisky y ahora el vodka son licores que se pueden tomar mezclados o a las rocas, pero no usan la misma cantidad de alcohol en cada caso.  Los tragos “derecho” o sin mezclar pueden llevar 3 o 4 onzas de licor, mientras que los tragos “largos” o mezclados llevan 2 onzas.  Ofrece buenas marcas, no necesariamente las premium porque no sabrás cómo prefieren tus invitados sus bebidas o podrías optar por diferentes marcas para los tragos derechos y otras para los largos.

 

4.-Cómo controlamos las botellas en el evento:  este si es un tema delicado, porque el alcohol tiene muchos amigos, así que lo que hacemos es desarrollar toda una logística alrededor de este tema, en primer lugar hay que marcar las botellas, llevar una relación al entregarlas al capitán de meseros con la cual se ajustará la cuenta al final de la boda. Un punto importante, a la persona que designes para esto, debe estar sobria al momento de terminar la boda, porque este proceso de conteo y ajuste de las bebidas es algo largo y requiere concentración.

5.-Las mermas de las botellas abiertas:  cuando no tienes un servicio como consumo abierto, lo que te generará al final de la boda es una cantidad de botellas abiertas, por esa razón no puedes devolverlas a tu proveedor, ni regalarlas.  Esta logística tienes que hablarlo con anterioridad con el capitán de meseros y jefe de bar que tendrás en tu boda y establecer cuántas botellas se abrirán por categorías al mismo tiempo y a lo largo de la boda, tener muchas botellas abiertas fomenta el desperdicio de la bebida.

 

Leave a Comment