Lo peor que te puede pasar si no tienes un coordinador profesional en tu boda

Organizar una boda es una tarea muy compleja, con muchos detalles, son muchas personas y empresas que interactúan para llevar a cabo los planes de los novios, pero esto fácilmente puede caerse, si no hay una oportuna coordinación el día de tu evento.

Mira nada más, lo que le pasó a esta pareja en su ceremonia, obviamente la falta de comunicación con el Sacerdote y de coordinación por parte del fotógrafo ocasionó un penoso incidente, que seguramente recordarán por siempre, de la forma más amarga y vergonzosa.

Evita esto, habla con tu sacerdote acerca de tu ceremonia, no temas en pedirle una cita antes de tu boda, para hablar de estos detalles, pide el reglamento de la Iglesia o de lo que se puede hacer o no durante la ceremonia,  donde seguramente está donde puede o no pueden ubicarse los fotógrafos para que todos puedan cumplir su función de una forma armoniosa y tengas los mejores recuerdos de tu ceremonia…

 

Las 10 peores cosas que te pueden pasar como invitado en una boda

 

invitados_aburridos_01

Una boda es un acotecimiento muy complejo, ¡hasta para una que se dedica a organizarlas!.   Ese día se manejan muchas emociones y expectativas por ser un acontecimiento único;  así es como a muchas parejas, por manejar esas emociones y organizar una fiesta para un par de cientos de personas al mismo tiempo, pierden fácilmente el control y la visión de cómo tratar a sus invitados.

Y me darás la razón ahora que estás planeando tu boda, es muy fácil perderse en los detalles… Así que, por eso, recopile una lista,  de las situaciones que los invitados más odian de una boda,  tal vez te acordarás de alguna anecdota o dos… pero realmente espero que esta recopilación te ayude a poner las cosas en perspectiva para tu propia boda.
Así el Top Diez está conformado por:

invitados_aburridos_02

  1. Que te inviten a última hora:  cuando te llega una invitación faltando 2 semanas para la boda, no sabes cómo sentirte y mucho menos cómo actuar porque o en realidad fue una boda relámpago o eres ¡el que sigue en la lista después de una cancelación!   Por favor, no lo hagas, contempla a tus invitados de corazón y si tienes muchas cancelaciones, ni modo, será una boda más chica, pero invitar a gente sólo porque otras han cancelado además de ser una falta de cortesía,  hace sentir muy mal al invitado.
  2. Que te inviten con tiempo pero que no te entreguen la invitación: otro lamentable clásico de nuestra vida contemporánea, te invitan desde hace meses, pero nada que llega la invitación, así que no sabes dónde será ni a qué hora: así no puedes planear cómo te vas a vestir: si llevar tu traje o tu guayabera a la tintorería, si tendrás que buscar un vestido corto o un traje de noche.  Cumple la programación de entrega de tus invitaciones, es algo laborioso, pero es algo que hablará muy bien de tu evento y tus invitados te lo agradecerán.
  3. Croquis deficientes en las invitaciones o falta de señalización: nunca falta, que ves a última hora el croquis del lugar de la boda y no hay quién lo entienda!… tal vez nunca se tomaron la molestia de seguir un día el croquis para ver si era 100% entendible para todos los invitados.  Los clásicos avisos en las intersecciones confusas son un gran alivio, no tienes que colocar “BODA DE JUAN Y ANA” con que coloques avisos con el mismo monograma de tu invitación, será suficiente para que tus invitados lo reconozcan.
  4. Que nadie les diga qué hacer al llegar:  Lo peor de llegar a un lugar es sentir que no te están esperando, ya ni hablar de alguien que te diga que es el lugar correcto, de que hay valet parking o de que tienes que estacionar tu mismo tu coche.  Tener a alguién que reciba a tus  invitados es un gesto mínimo de cortesía.
  5. Que llegues y nada esté listo:  3 horas arreglándote, 1 hora en el coche cuidándote de que no se te arrugue el vestido y cuando llegas: las sillas están todavía sobre las mesas, los meseros en pants o la iglesia vacia: todo porque pensaron que los invitados serían impuntuales y colocaron en la invitación una hora antes la celebración.  Es de muy mala educación llegar tarde a una Boda, pero llegar a tiempo y que nada esté listo es mucho más rudo y desconsiderado para con tus invitados, coloca la hora real de cada actividad en las invitaciones.
  6. ¡Algo de tomar por favor!:  de tanto que te apuraste para llegar a tiempo, olvidaste tomar agua en tu casa, llegas a la ceremonia, luego a los abrazos y las fotos y ya después de una hora y media ¡desesperadamente quieres algo de beber!Tener una linda mesa con bebidas frescas a la entrada de tu recepción es una muy buena bienvenida para tus invitados y será muy bien apreciada, sobre todo si tu boda es de día.
  7. Que te sienten con desconocidos: es la duda que ronda cada vez que entras a una boda ¿con quién me sentarán?, nada más cortante que compartir la mesa con gente que no conoces y que cada quien se clave en su conversación.  Si no tienes más remedio, y tienes que sentar a varias personas que no se conocen en la misma mesa,  lo mejor es que  Ustedes o sus padres, pasen un rato con ellos al inicio de la fiesta, para que los presenten y les ayuden a romper el hielo!
  8. La mesa al lado de las bocinas: de las 35 mesas que hay en el lugar, te toco la que tiene la bocinota al lado: “a ver cuánto resisto” piensas resignado.   Cuando tu banquetero diseñe el montaje de tu evento, envía el croquis del lugar a tu DJ o Grupo Musical, para que te digan dónde irán sus bocinas, así pueden redistribuir las mesas para que todos esten cómodos.
  9. No saber que pasará luego: te sientas en tu mesa, empiezas a conversar, pero después de 20 minutos piensas: ¿qué haré iré a felicitar a los novios o será que ya van a servir la comida?  Si colocas  en cada mesa un pequeño programa de las actividades será un muy bonito detalle para informar de todas las actividades y tiempos aproximados que tendrás en tu boda, no se trata de alardear, pero si esperas que todos se queden a disfrutar de todo lo que preparaste para tu boda.  
  10. Que la comida llegue fria y tus bebidas no lleguen: lamentablemente la queja más común, el que te hagan esperar, ya te imaginarás lo que pasa por la cabeza de tus invitados y lo peor es que ¡nunca se les va a olvidar!.  Esto pasa generalmente porque la cocina está ubicada muy lejos de las mesas y las estaciones de bar no están bien distribuidas alrededor del lugar. Reúnete con tu banquetero para estudiar como quedará el layout del lugar, contemplando la cocina, las estaciones de bar, bocinas, pista de baile, acceso a los baños y que queden pasillos de servicio suficientes para que el servicio sea ágil en tu boda.
invitados_aburridos_03
 
¡Como ves nada que no puedas subsanar con una cuidada planeación!…   🙂  éxitos
firmaDC

6 mitos sobre la música de tu boda: Orquesta Vs Dj

wedding-music

Está es una de las típicas interrogantes a la que todas las parejas se enfrentan cuando están planeando su boda y yo no les voy a decir cual es mejor, porque simplemente, cada pareja sabe en el fondo, que resuena más con ellos, con su forma de ser y de divertirse.

Pero lo que no puedo dejar pasar, es que por culpa de los mitos y malentendidos en la Industria, los novios se vean obligados a tomar una decisión que no les gusta.  Así que vamos a los mitos vs los hechos:

  • Mito No. 1: “hay que esconder el micrófono del DJ”: probablemente lo dices porque has tenido malas experiencias con “DJs” que interrumpen la celebración para anunciar todo, pues te digo que un DJ profesional, sobre todo con amplia experiencia en las Bodas, no tomará el micrófono a menos que tú le digas qué decir y cuando.  Cuando estés hablando con tus posibles proveedores, hablarles de este detalle y asegurar que todo quede por escrito.
  • Mito No. 2 “Las Orquestas descansan mucho tiempo”: Es tu boda y al bailar no hay tiempo qué perder, pero una orquesta profesional sólo descansa de 10 a 15 minutos por bloques musicales de 45 minutos y cuando lo hacen, dejan que su DJ siga con la fiesta y el mismo mood durante su receso.  O bien muchos profesionales tienen el servicio de música continua donde no paran, por las 5, 6, 7 o más horas que dure tu boda, esto te garantiza que siempre la pista este llena.
  • Mito No. 3 “Los Dj sólo tocan música de antro” Un Dj profesional especializado en bodas, sabe que una boda tiene un mood muy particular, la gente espera una boda para bailar de todo y divertirse,  por ello el tipo de música lo escogen bajo su orientación, recuerda que entre tus invitados puede haber una variedad infinita de gustos, deja que el Dj te oriente en este respecto y trata que haya opciones para todos, pero también puedes “prohibir” ciertas canciones o ritmos musicales que de plano no van contigo
  • Mito No. 4: “Yo quiero controlar la música” Si quieres que tu boda sea un éxito y que la pista siempre esté llena, deja que el Dj o el director de la orquesta que escogiste hagan su trabajo, ellos tienen la sensibilidad necesaria para “leer” a tus invitados y buscar el mood adecuado para que todos bailen, para eso son también las reuniones previas de preparación y la visita a los eventos que ellos amenizan.
  • Mito No. 5: “A las orquestas les encantan las coreografías”  no te voy a negar que, los bailes con coreografías son maneras sencillas de animar a los invitados, pero si a tí no te gustan, las orquestas profesionales tienen otras formas de divertir y entretener a tus invitados a eso se dedican, así que no tengas miedo.
  • Mito No. 6: “Un Dj es más barato” Si la elección la basas sólo por precio, puedes estarte perdiendo de muchos servicios ideales para que tu fiesta sea divertida.  Un Dj profesional tiene una gama de recursos para entretener y amenizar a tus invitados, además de tener una sensibilidad especial para poner a todos a bailar, no solamente pone discos, el arma el mood de tu fiesta según el ritmo que marcan los invitados.

Cena con papás y suegros… ¿que hacer?

 

 

 

cena_ensayo_01

Es una realidad que en una sociedad como la nuestra, no tenemos el tiempo ni la oportunidad de hacer coincidir a nuestras familias.

Pero cuando llega el momento Boda esto es algo que hay que solucionar, primero por la cantidad de emociones que están en juego, dos, porque es el inicio de una nueva vida juntos y tres para que todos estén contentos y felices el día de la Boda.

Así que la boda es un buen motivo para reunir a ambas familias en un ambiente cordial, donde todos conversen, se conozcan y se diviertan ante tan bella celebración.

Pero si ya es mucho estrés con que se conozcan las familias, te podemos dar un tip de cómo hacer este evento un poco más dinámico y relajante.

Puedes invitar a una “degustación de vinos”, es una dinámica agradable, no es costosa y da mucho de qué hablar sin necesidad de que sientas toda la presión de la conversación sobre ustedes.  No te preocupes, organizarla no es tan difícil, aquí te diremos cómo:

cena_ensayo_02Sólo necesitas:

1.- El lugar: un jardín o salón de una casa con espacio suficiente para albergar a tus invitados: papás, hermanos, miembros del cortejo,  padrinos y familiares muy cercanos.

2.- Elige los vinos que degustarán, para mantener el equilibrio de la degustación, trata de hacerlo temático esto es: – escoge vinos del mismo país / o la misma uva / o del mismo año / o sólo tintos / o sólo blancos.

3.- Planea el menú:  el cual no es necesario que sea muy elegante o protocolar, basta con que selecciones alimentos correcto para los vinos que degustarán, la secuencia de platillos pueden ser:
Canapés salados / Aceitunas / Almendras y Nueces / Quesos madurados / Chorizos y embutidos / Mini pizzas de queso / galletas dulces / brownies / mini cup cakes.  Además no puede faltar trozos de variedad de panes y galletas para limpiar el paladar.

cena_ensayo_034.- Logística: Necesitas al menos tener una copa por cada vino que degustarán – por invitado – y una persona que te ayude a servirlos.  Recuerda que el vino debe estar fresco, si tienes dudas al respecto consulta esta información.  Puedes montar varias mesas, en forma secuencial, con los vinos en sus hieleras, destapados y con un breve resúmen de las características del vino, y al lado los alimentos que mejor mariden con ellos.  Escoge flores y arreglos con toques campiranos para alegrar la velada… y velas, velas muchas velas.  Escoge un playlist adecuado que propicie la conversación y que sea un gran marco para la degustación.

5.- Empieza la fiesta:  recuerda comentarle a tus invitados en qué consistirá la reunión, para que vayan preparados, de entrada coloca las copas limpias con una etiqueta con los nombres de tus invitados, espera a que llegue un buen número e inicia el “recorrido”.

Sí no les gusta el vino, también pueden hacerlo con cervezas, vodka o una degustación de quesos y aceites de oliva, el límite es tu imaginación. ¡Felíz Planeación!

Novias ‘XL’: Así eres, así es tu vestido

novias-xl

Artículo original publicado en HOLA.COM  

Las curvas están de moda. Así lo dicen las celebrities, cada vez más dispuestas a renunciar a las tallas imposibles en favor de la clásica figura curvilínea puesta de moda por las estrellas del cine de los 50, los editoriales de moda, que incluyen modelos de todas las tallas, y las pasarelas, que apuestan tanto por tops de talla mini como XL. Lo que se lleva es la belleza real, seas como seas, y de ahí que la búsqueda del vestido de novia de tus sueños pueda ser tan placentera y divertida ya luzcas una talla u otra.



Hoy en día, la gran mayoría de casas de novias dispone de un amplísimo abanico de tallajes, por lo que, si te has enamorado de ese vestido de corte princesa de Rosa Clará o de un camisero clásico de Pronovias, lo más probable es que no encuentres problemas a la hora de dar con el tallaje adecuado para ti. Los talles de costura a medida son otra de las opciones más recurrentes para todas las novias que quieran verse perfectas, dentro de un vestido que siente como un guante. Lo más importante: tener seguridad y confianza en tu propia belleza, invertir en un conjunto de lencería y corsetería que favorezca tus curvas y te haga sentir sexy al mismo tiempo, y conocer a fondo los detalles de tu silueta para saber dónde están tus puntos fuertes. ¿No sabes en qué tipo encajas? Repasa los tres clásicos y descubre cuál es el vestido perfecto para ti:

Campana. O tipo pera, es una de las figuras más comunes entre las mujeres: de hombros y cintura estrechos, y caderas y piernas anchas, el truco para sentirse perfecta está en compensar la silueta añadiendo algo de volumen a la zona superior del cuerpo, ya sea mediante las mangas o el cabello. Los vestidos de corte imperio, y los strapless con falda campana suelen ser los más favorecedores, ya que dejan al descubierto los hombros y el cuello, y disimulan el trasero sin necesidad de trucos de magia…

Diábolo. La figura soñada por muchas mujeres: pecho y caderas anchas, y cintura estrecha, este tipo de siluetas está lleno de curvas, por lo que a veces, especialmente al hablar de un delicado vestido de novia, es necesario reducir y ‘frenar’ en alguna, jugando con los cortes y los tejidos. Las faldas estrechas con vuelo en la parte inferior (más conocido como el clásico vestido ‘sirena’), sientan a las mil maravillas.

Cilindro. Ganas peso y enseguida se nota en la cara, el pecho, los hombros… Si este es tu caso, antes de desanimarte tras pasar por mil y un vestidos palabra de honor prueba con los vestidos de manga tres cuartos o francesa, en encaje o bordados con transparencias. Este tipo de silueta suele estar bendecido por unas piernas largas y delgadas, que se mantienen estables aunque se gane o pierda peso. Para sacarte el máximo partido, apúntate a los tejidos drapeados y deja las piernas al aire con un vestido ‘mini’.